Citation
Particularidades de la pronunciación tagala y su signalización ortográfica

Material Information

Title:
Particularidades de la pronunciación tagala y su signalización ortográfica
Series Title:
Publications of the Institute of National Language ; v. IV, n. 9 (October, 1938)
Alternate Title:
Particularidades de la pronunciacion tagala y su signalizacion ortografica
Creator:
Reyes José, Ricardo A. ( Author, Primary )
Place of Publication:
Manila
Publisher:
Bureau of Printing
Publication Date:
Language:
Spanish
Tagalog
Filipino

Subjects

Subjects / Keywords:
Tagalog language -- Pronunciation ( LCSH )
Tagalog language -- Orthography and spelling ( LCSH )
Asia -- Filipinas -- Región de la Capital Nacional -- Manila
Asya -- Pilipinas -- Lungsod ng Maynila -- Maynila
Spatial Coverage:
Asia -- Philippines -- National Capital Region -- Manila
Coordinates:
14.58 x 121

Notes

General Note:
17 pages ; 23 cm.

Record Information

Source Institution:
SOAS University of London
Rights Management:
All applicable rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier:
7609954 ( OCLC )
IBG414 /264639 ( SOAS classmark )

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text


PUBLICATIONS

OF THE

INSTITUTE OF NATIONAL LANGUAGE

Yol. IV

OCTOBER, 1938

No. 9

LAS PARTICULARIDADES DE LA PRONUNCIACIN
TAGALA Y SU SIGNALIZACIN ORTOGRAFICA

POR EL

Dr. r. A. REYES JOS

MANILA

BUREAU OF PRINTING
1939

186


0$iwf



I rmm&m, : if j|g gjs 4 i m mm&

, i..? A 1 i-*' n'YL' vV 7 ,V_ W1 ^^!| L .fesiS-/

|fc

.

:^ ^-ii K >^>' y" -\^^ v 1 Mi ;'j M;!f;K^

f'J^aititii


PUBLICATIONS

OF THE

INSTITUTE OF NATIONAL LANGUAGE

VOL. IV OCTOBER, 1938 No. 9

LAS PARTICULARIDADES DE LA PRONUNCIACIN
TAGALA Y SU SIGNAUZACIN ORTOGRAFICA

POR EL

Dr. r. A. REYES JOS

34985

MANILA

BUREAU OF PRENTING
3939


INSTITL/TE OF NATIONAL LANGUAQE

Jaime C, de Veyha, Director
Cecilio Lpez, Secretary and Execuve Officer
Flix S. Salas Rodrguez, Member
Santiago A. Fonaoer, Member
Casimiro F. Perfecto, Member
Isidro Arad, Member
Zoilo Hilario, Member
Lope KL Santos, Member
Jos L Zulueta, Member
2


PRESENTACIN DEL DR. RICARDO A. REYES

POR

J. C. DE VEYRA

Por una de esas paradojas de la vida, un doctor en medicina
no va disertar sobre su profesin. Y por otra paradoja, en vez
de tirar por los campos amenos de la literatura, viene enfrascado
en sus ltimos aos en los estudios ridos de la lingstica, que
tan pocos cultivadores tiene entre nosotros; bien que, como
vulgarmente se dice, entre col y col, lechuga: la filatelia es su
col, y la filologa su lechuga.

Algunos artculos de peridico han revelado que, bajo capa
de mdico, puede ocultarse un buen bebedor .... de la fuente
de Hipocrene, o de Mitrdates; y en recientes audiencias pblicas
del Instituto de Lengua Nacional, el autor del curioso folleto,
Investigaciones Sobre la Eufona en el Idioma Tagalo, ha pro-
bado poseer no comnes conocimientos de su lengua y de otras
extraas.

Y sin ms prembulos, damas y caballeros, tengo el placer y
la honra de presentaros al Dr. Ricardo A. Reyes, que tratar de
la Pronunciacin Tagala y su SigOrtogrfica.

84981

-2

3


MODELOS DE LAS LETRAS EXTICAS

Letras que indican el glottal stop:

RABE:

Fatha--------- W -

Kesra---------(~)

Ddamma--------

Alif_________(\ )

Ya___________(*>

Waw__________( > )

HEBREO:

Kamts------___( t )

Ptaj___________( - )

Tser-----------( * *)

Segl-----------( v )

Jrek-----------( * )

Jlem---------- ( * )

Kamts-jatf---^

Quibbts-------(*.)

EGIPCIO:

__ Escritura geroglfica----(

Id. hiertica________,(t-*)

FENICIO_____________________( O )

SAMARITANO__________________( 7 )

PALMlRANO___________________( 2)

ETIPICO____________________( U)

HEBREO----------------------.(

RABE:

(in) Forma inicial------(S)

Id. medial_________(&)

Id. final________( g.)

Id. aislada--------(£)

Hamza------------------(')

Este signo se parece mucho al
Ddamma, pero tngase en cuenta
que cuando el bucle est abierto
es hcumza y cuando est cerrado
es ddamma.

MALAYO: td________ ( >

I


LAS PARTICULARIDADES DE LA PRONUNCIA-
CIN TAGALA Y SU SIGNALIZACIN
ORTOGRFICA

CONFERENCIA DADA POR EL

Dr. R. A. Reyes Jos

ANTE EL INSTITUTO DEL LENGUAJE NACIONAL

Ilustres Presidente y Miembros del Instituto;

Seoras,

Caballeros:

Invitado por el Sr. Presidente a exponer una parte siquiera
de lo que mis estudios me han permitido allegar, me presento
ante ustedes hoy dispuesto a cumplir con mi cometido.

Rugoles me perdonen si no me extiendo ms en este prem-
bulo ; es que ya son ms de las 5 de la tarde y en esta temporada
del ao la noche, como ustedes saben, viene temprano. Tengo
que limitarme mucho.

Mis hijos se me haban quejado varias veces de que, leyendo
las publicaciones en tagalo, no consiguen interpretar inmediata-
mente las ideas de los escritores, porque a falta de la necesaria
acentuacin, no llegan a dar enseguida a las palabras escritas
su debido valor. Y tengo que confesar que a m mismo me
ocurre esto no pocas veces. Se necesita ser muy ladino en la
lectura del tagalo, tal como hoy se publica, para poder pronun-
ciar, de seguida y como se debe, las palabras impresas, tal y
como aparecen en nuestras publicaciones. Y esto se debe, segn
creo, a la falta de las tildes o acentos en la ortografa de las
palabras impresas.

La acentuacin, como todos saben, juega un papel importan-
tsimo en la pronunciacin y en la significacin de las palabras
de nuestro idioma. Una misma palabra compuesta de cierto
nmero de letras, sin cambiar ninguna de ellas ni su posicin
respectiva, puede significar varias cosas segn la acentuacin
que se le d en la pronunciacin.

No deseo perder tiempo; vaya un ejemplo prctico: La palabra
magnanakaw.

Esta palabra puede tener cuatro distintas significaciones, se-
gn la acentuacin que se le d al pronunciarla. Con el acento
en la ltima slaba (aguda oxtona) : magnanakw denota
aquel que ha tomado por oficio o profesin el robo, al ladrn

5


6

profesional. (Cierto que esta palabra magnanakw es poco
usada, pero lo considero gramaticalmente correcta, pues perte-
nece a la misma frmula estructural de los otros nombres de
profesin como magkakahy, magbibigs, magtutub,
ly, magdudulng, magpuput, maglulubd, magpapalayk, etc.
etc.). Si la pronunciamos acentuando la penltima slaba
(llana o paroxtona) : magnankaw, designa al ladrn, al que
roba o rob, aunque no haya sido ms que una vez.

Cuando en esta misma palabra magnankaw alargamos la
antepenltima slaba: magnankaw, entonces forma el futuro del
verbo magnkaw y significa robar, como todos sabemos.

Y todava, si en esta ltima palabra magnankaw trasladamos
el acento agudo (acento radical o acento propio de la raz) desde
la penltima a la ltima slaba: magnanakw, entonces significar
que ir robando repetidas veces, (futuro del verbo magnakio,
que es frecuentativo o repetitivo).

De modo que esta palabra magnanakaw tiene cuatro signifi-
caciones distintas, segn como est acentuada: magnanakw,
ladrn profesional; magnankaw, ladrn; magnankaw, ro-
bar, y magnnakiv, ir robando repetidas veces, sin que
para ello se haya cambiado alguna letra ni su orden, sino sola-
mente la acentuacin.

Por lo tanto, si suprimimos las tildes que denotan la acentua-
cin de las slabas, cmo podr el lector interpretar la idea
del escritor?

Otro ejemplo:

maglcasma: personas o cosas que estn juntas; personas aso-
ciadas (adjetivo).

maglcasma (verbo): llegar a unirse o a asociarse.

magkasam (adjetivo): personas unidas con la relacin de
principal y aparcero.

magkasam (verbo) : llegar las personas a unirse en cancepto
de principal y aparcero.

Todas estas cuatro palabras contienen las mismas letras y en
el mismo orden; slo difieren en la acentuacin que les hace
variar de significacin y de naturaleza (verbos o adjetivos). Si
se suprimiesen las tildes resultaran palabras indefinibles.

Y en nuestro idioma abundan mucho las palabras que slo
difieren en el acento. Puede decirse que la inmensa mayora
de las palabras de dos o ms slabas varan de significacin por
la sola alteracin del acento. Aun las races puras sufren el
mismo fenmeno: ptul:rotura, cortadura, (sustantivo); putl:


7

roto, cortado (adjetivo); btas: agujero (sustantivo); buts:
agujereado, perforado, (adjetivo); da, sol, (sustantivo);

ariv: por da, al da, (adverbio); etc., etc. Vemos, pues, que,
slo por razn de la acentuacin, las palabras pueden ser sustan-
tivos, adjetivos, verbos o adverbios.

Existe, pues, la absoluta necesidad de marcar bien en la escri-
tura la debida acentuacin de las palabras. Una palabra pro-
nunciada con acento diferente del que le corresponde, cambia de
significacin y retuerce el sentido de la frase, hasta puede hacerla
incomprensible.

Esto es lo que le ha ocurrido a la inmensa mayora de los
espaoles durante la dominacin pasada; pronunciaban mal las
palabras, y luego se extraaban de que los nativos ejecutasen
errneamente sus rdenes. Tenan unas maneras de pronun-
ciar las palabras tagalas que, realmente, las haca incompren-
sibles para el nativo o haca variar el sentido de lo que queran
decir. Pero luego lo atribuan a la tan cacareada torpeza del
indgena, sin percatarse de que ellos mismos con su absurda
pronunciacin se hacan incomprensibles.

Resulta, pues, de absoluta necesidad que en la escritura de
nuestro idioma se marcasen bien los acentos o tildes.

Pero qu tildes debemos usar?

He estudiado detenidamente la pronunciacin nativa y he en-
contrado que muy bien podemos reducir a dos las tildes que
necesitamos.1

Las vocales tagalas se pronuncian de tres maneras: Tenemos
vocales breves, iguales a las del espaol. Tenemos vocales
enfticas que se pronuncian con nfasis, es decir: cargando en
ellas la fuerza de la pronunciacin y elevando un poco el tono
de la voz, exactamente como se pronuncian las vocales acentua-
das del espaol. Y por ltimo, tenemos vocales largas, de doble
cantidad o duracin que las vocales breves, pero sin necesidad
de elevar el tono de la voz ni de cargar en ellas la fuerza de la
pronunciacin.

Nuestras vocales breves, que tienen un sonido claro como
ocurre en el espaol, no necesitan ningn acento o tilde; en

1 La palabra acento es ambigua. Significa: l. el signo ortogrfico que
designa la vocal sobre la que carga la pronunciacin: 2. la pronunciacin
enftica de esta misma vocal; 3. la modalidad, la cantura o el dejo peculiar
en la pronunciacin y en la elocucin; as se dice: acento provinciano
acento irlands, acento gallego, etc. En cambio, la palabra tilde denota
claramente el signo ortogrfico; por esto lo empleo aqu.


8

ninguna lengua se escriben con acento, a no ser para variar el
sonido, como ocurre en el francs, donde la e, la , y la suenan
de diferente modo, es decir, que tiene diferentes sonidos. En
tagalo, pues, no hay necesidad de ponerles acento.

Para nuestras vocales enfticas, que suenan exactamente como
las vocales acentuadas del espaol, podemos usar el acento agudo
('), como en castellano. Este acento agudo es el propio de las
races en tagalo, por lo cual lo llamo acento radical; slo se oye
en una de las dos ltimas slabas de cada palabra y nunca falta
en nuestra pronunciacin.

Ms, tambin tenemos en tagalo vocales largas, de doble can-
tidad. Estas vocales largas slo se observan en los prefijos y
en las reduplicaciones nunca en la raz, o mejor dcho: nunca en
cualquiera de las dos ltimas slabas de las palabras. Ejemplos:
magnankaw, ladrn; magndnakiv: robar; makakha: ob-
tener, conseguir alguna cosa voluntaria y deliberadamente;
makakha: hallar, encontrar alguna cosa impensadamente, sin
intencin. Nakha ko din ang pagnang gantngpl sa tak-
bhan nang kabyo: al fin, consegu el primer premio en las
carreras. Itng singsng na it ay nakha ko sa lansangan:
este anillo fu hallado por m en la calle; encontr este anillo
en la calle.

Tenemos, pues, necesidad de marcar las vocales largas con
una tilde o acento en la escritura para definir bien el sentido
de la expresin. Pero qu tilde usaremos? Veamos:

Se trata de un signo (tilde o acento) para designar las voca-
les largas. Podemos inventarlo, el inventar es fcil. Pero, por
razones que despus expondr, prefiero emplear un signo ya
existente en algn otro idioma, porque tal signo ya es conocido.

Qu signos hay en otros idiomas para designar las vocales
largas? Qu medios se emplea en otras lenguas para denotar
las vocales largas?

En el espaol no hay vocales largas; slo hay vocales breves
y vocales acentuadas.

En el ingls no se usan acentos o tildes sobre las vocales; ellos
tienen sus maneras de pronunciar que slo se aprenden en la
prctica, sin indicarlo con ningn signo escrito.

En el francs la regla es que las palabras se deben pronunciar
cargando el acento sobre la ltima slaba pronunciable, sin nece-
sidad de poner ninguna tilde. Sin embargo, en este idioma hay
slabas largas y stas se marcan con el acento circunflejo:
appt: (cebo, la golosina que se pone en las trampas para atraer


9

las vctimas) se pronuncia alargando la a que lleva el circunflejo;
gte: (guarida, madriguera) se pronuncia con la i larga; gter:
(echar a perder, deteriorar) se pronuncia con la a larga.

En el alemn, para alargar el sonido de una vocal se escribe
una h despus de ella. Esta h no se pronuncia, es muda, pero
sirve para alargar la vocal precedente: Ihn, Sohn, Wahr se pro-
nuncian con la vocal larga, porque va seguida de h muda.
Adems, cuando al final de una palabra la i va seguida de una e,
esta e no se pronuncia, pero alarga la i; Sie, sowie.

En el italiano no hay verdaderas vocales de doble cantidad,
la pronunciacin se parece a la del espaol.

En el portugus, tampoco; si bien el acento circunflejo alarga
un poco la o: molho: fardo, bulto; bolo: terrn. Hay que tener
en cuenta el dejo propio de los portugueses y gallegos, que hace
parecer largas las penltimas slabas en las palabras llanas.

En el holands, para alargar el sonido de una vocal, se la
duplica en la escritura. La i seguida de e muda tambin es
larga: zaad: semilla; daar: all, dier: animal.

En el latn no hay acento agudo ni circunflejo, pero las vocales
largas se marcan con una rayita horizontal encima y las breves
con un semicrculo abierto hacia arriba. Me parece que esto es
lo ms sencillo. Dicha rayita horizontal se llama apex en latn.

En el griego hay dos vocales que por naturaleza son largas:
la y] (hta) y la de la o (micron), que son breves. Sin embargo, cuando se
quiere alargar el sonido de la a (alfa) se escribe debajo de ella
una i pequeita, llamada iota suscrita.

En las lenguas semticas no se representan las vocales con
letras propias e independientes de las consonantes, sino que se
ias indica con signos colocados encima o debajo de estas ltimas,
pues consideran las vocales como simples accidentes o comple-
mentos de las consonantes. En el rabe hay tres signos vocales
o mociones: la fatha que se escribe encima de la consonante
y representa el sonido a, la kesra que se escribe debajo y
denota los sonidos e, if y la ddamma que tambin se escribe
encima e indica los sonidos o, u. Ahora bien; cuando se quiere
alargar el sonido de la fatha se escribe una li inmediatamente
despus de la letra que lleva la fatha; si se quiere alargar
el sonido de la kesra se escribe una letra ya despus de la letra
que lleva; y, en fin, si se desea alargar el sonido de la ddamma, se
escribe una waw despus de la consonante que lleva la ddam-
ma. Estas son las llamadas letras de prolongocn, porque alar-


10

gan o prolongan el sonido de la mocin correspondiente. Los
rabes tienen, adems, otro signo llamado madda que, colocado
encima de una lif, alarga el sonido de esta letra.

En el hebreo tambin se designan las vocales por medio de
signos (puntitos o rayitas) colocados encima o debajo de las
consonantes. Estos puntos vocales, llamados signos masorticos
(en hebreo: tenuht), son ocho: el kamts que indica la a
larga; el ptaj que denota la a breve; el tser: e larga: el segl:
e breve; el jrek i larga o breve; el jlem: o larga; el Icamts-
jatf: o breve y el quibbts: u larga o breve. De entre estos
ocho, solamente el jlem se escribe encima de la consonante co-
rrespondiente ; todos los dems se ponen debajo. Como se ve, hay
dos de ellos: el jrek y el quibbts que denotan vocales largas o
breves; para las dems vocales hay unos signos para las largas
y otros para las breves.

Solamente desde la invencin de estos signos por los masoretas
se consigui fijar bien la pronunciacin del hebreo. Antigua-
mente, sin tales mociones o signos vocales, la pronunciacin
hebrea era muy confusa e irregular, lo que di lugar a muchas
y disparatadas interpretaciones de los textos bblicos y posterior-
mente, ocasion la formacin de muchas de las sectas cristianas,
pues de entre todas las religiones, la cristiana es la que cuenta
con el mayor nmero de variantes o sectas. Ya desde el siglo
III antes de nuestra era y en vista de que los hebreos emigrados
a Egipto haban perdido o haban corrompido las tradiciones y
la capacidad de leer correctamente los textos originales, el
Faran Ptolomeo Filadelfo pidi de Eleazar, Sumo Sacerdote de
los judos, que le enviase Doctores muy versados en las lenguas
hebrea y griega, para hacer una traduccin fiel de los textos
sagrados hebreos al griego, que era la lengua civilizada ms
extendida en aquellos tiempos. Eleazar le envi setenta Doc-
tores que fueron los que tradujeron el Pentateuco en Alejan-
dra. Esta es la clebre Versin de los Setenta. La lstima
fu que en aquellos tiempos aun no se haba inventado la
imprenta, lo que no permiti que esta Versin o traduccin, que
pudiera calificarse de oficial, se divulgase y se extendiese con la
necesaria rapidez, para impedir una infinidad de otras traduc-
ciones de los textos, ms o menos inexactas, que dieron lugar a
la formacin de muchas de las sectas de la religin cristiana.

Por la misma razn tengo miedo de que nuestra lengua tagala
llegase a corromperse con el andar de los tiempos, si continuamos


n

escribindola sin la debida acentuacin. Es posible que nuestra
posteridad no pudiese comprender bien lo que hoy escribimos.

Y por otro lado, si la escritura es slo una representacin de
la palabra, por qu nos hemos de contentar con una representa-
cin inexacta? Vivimos hoy en pleno siglo XX: estamos acaso
autorizados para ejecutar incompletamente nuestras obras y as
dar lugar a que nuestros nietos y biznietos no nos compren-
diesen? Es acaso un deber nuestro la negligencia?

Bien. Volviendo a lo que deca, pienso que, en cuanto a la
acentuacin, slo necesitamos en la escritura dos tildes o acentos
grficos: el acento agudo (') para designar el acento radical y
un acento que denote las vocales largas o de doble cantidad;
stas son las dos nicas variantes que hallo en la pronunciacin
de nuestras vocales, sin contar con las vocales breves para las
que no necesitamos ningn signo en particular.

En cuanto al acento agudo o radical, ya lo tenemos en todas
las imprentas y linotipos. Y respecto al acento para las vocales
largas, pienso que el acento largo del latn es el ms conveniente
por su sencillez y facilidad de escribir: una simple rayita hori-
zontal encima de la vocal. Adems, es ya conocido; lo he visto
en varias obras, no slo en latn, sino aun en otros idiomas que
lo han empleado en obras cientficas. Creo que tambin nos ser
fcil adoptarlo para el tagalo; as podremos representar grfica-
mente la verdadera pronunciacin tagala. Los cientficos ex-
tranjeros lo comprendern, pues todos los que hayan estudiado
el latn lo conocen.

Ahora, permitidme hablar de un sonido muy frecuente en
nuestra lengua tagala, pero desconocido en la mayora de las
lenguas europeas: me refiero a lo que en ingls llaman glottal
stop y en alemn hiatus.

Este sonido es frecuente en las lenguas malayas y tambin
en las semticas. Es muy perceptible como articulacin final
del balido de las ovejas, cabras y toros; por esto creo que todos
lo conocen. El balido est formado de una emisin de voz, a
veces vibrante, pero siempre terminada por una detencin sbita
de la voz; por esto lo llaman glottal stop.

Efectivamente, en el balido la emisin de voz se termina
bruscamente por el cierre instantneo de la glotis. Pero en las
lenguas malayas y semticas (que lo usan normalmente), este
sonido se oye, no slo al fin de una emisin de voz, sino tambin
antes de una vocal en ciertas ocasiones y palabras; es un sonido
normal y frecuente en dichas lenguas. S le oye al fin de pala-


12

bra, en principio de palabra y tambin en medio de palabra.
Cuando va antes de una vocal, hiere a esta vocal; cuando va
despus de la vocal, cierra el sonido de la vocal y forma slaba
con ella.

Por lo tanto, es una verdadera consonante. Los lingistas
europeos no hacen caso de ella, porque no es normal en las
lenguas europeas; pero lo es y hasta es frecuente en las
lenguas semticas, por cuya razn se la representa con una letra
en los alfabetos semticos. Y tienen razn; puesto que es una
verdadera consonante, debe estar representada por una letra en
el alfabeto.

En la escritura romnica, que hoy empleamos para el tagalo,
no hay ninguna letra para este sonido; pero yo pienso que debe-
mos introducirlo, toda vez que es una verdadera consonante de
uso muy frecuente en nuestra lengua.

En las obras hasta hoy impresas en tagalo, lo he visto re-
presentado por cuatro diferentes signos ortogrficos, ninguno de
los cuales es letra. Cuando va al final de la palabra y el acento
recae en la ltima slaba, lo representan con el acento circunflejo:
bag. Si, yendo al final de la palabra, la ltima slaba no est
acentuada, lo representan con el acento grave: bag. Pero si
va en medio de palabra, lo indican unas veces con un guin y
otras con la diresis: da-n o dan; o ; so-t o sot, etc.
(Serrano Laktw, Estudios gramaticales. . .)

De modo que para sealar grficamente esta articulacin gl-
tica (consonante gltica) tenemos cuatro signos: el acento cir-
cunflejo, el acento grave, el guin y la diresis.

Y yo me pregunto: por qu cuatro signos para un solo sonido
consonante ?

He estado pensando en la mejor manera de representarlo con
un signo nico, ya que tanto el sonido de esta articulacin como
el mecanismo de su produccin son siempre los mismos, aunque
vaya delante, en medio o al fin de palabra.

Para esto deba, ante todo, resolver una cuestin: Debe ser
representado por una tilde o con una letra del alfabeto?

Si slo fuese un accidente en la pronunciacin de la vocal, una
diferencia de cantidad o de duracin, una elevacin o una de-
presin del tono de la voz, una mayor o menor rapidez en la
pronunciacin, un nfasis o, por el contrario, un retardo, en-
tonces debera representrsele con una tilde o acento, porque en
tal caso no modificara la naturaleza del sonido vocal sino slo
sus accidentes.


13

Pero en nuestro caso no se trata de algn accidente del sonido
de una vocal, pues este glottl s ni siquiera es vocal ni semi-
vocal, toda vez que su sonido no puede prolongarse. Es un
sonido seco, instantneo, que puede ir antes de una vocal y
entonces hiere a dicha vocal, o tambin ir despus de la vocal,
en cuyo caso cierra e interrumpe bruscamente el sonido de la
vocal y forma slaba con ella, como cualquiera consonante oclu-
siva. Todos estos caracteres demuestran claramente su carcter
de consonante; es una consonante explosiva sorda, que se pro-
duce por el cierre o la apertura brusca e instantnea de las dos
cuerdas vocales de la glotis; es, en suma, la consonante
Y como tal consonante, debe estar representada, no por un simple
acento o tilde, sino por una verdadera letra en nuestro alfabeto.

Ahora bien; con qu letra lo representaremos? En el alfa-
beto romnico, que hoy usamos en la escritura tagala, no existe
ninguna letra para este sonido. Busquemos en otras lenguas.

Este sonido consonante gltico se encuentra en todos o casi
todos los idiomas semticos y malayos. Entre los europeos lo
he hallado en el alemn, pero sin ningn signo grfico que lo
seale.

En alemn es costumbre separar con una detencin de la voz
(o hiatns, como ellos dicen) la pronunciacin del prefijo y la
de la raz, cuando sta empieza en vocal. As, en la palabra
Erinnerung se pronuncia el prefijo Er separado del resto, con una
ligera detencin de la voz: Er-innerung; geeignet se pronuncia
ge-eignet; hiniiber se pronuncia hin-ber, etc., etc. Esta sepa-
racin o hiatus tiene todos los caracteres de la glottal stop o
consonante gltica, aunque en alemn se pronuncia ligeramente
y no tan marcada como en las lenguas malayas, ni tan fuerte
como en el rabe.

En el snscrito parece que no existe (el snscrito no es lengua
semtica).

Entre las semticas, en la escritura geroglfica del antiguo
Egipto, se le representa con la figura de dos espadas o puales
(ocZ ); en el hiratico con esta figura (-tr) ; en el samaritano con
un triangulo (v ); en el fenicio arcaico con un crculo (O);
en el palmirano con esta figura (y); en el hebreo con esta letra
(y ); en el griego con una especie de comilla colocada encima
de la vocal inicial de la palabra, lo que es justamente lo que
llamaban spiritus fortis; en el etipico antiguo con esta letra
(u ) etc.


14

En el rabe hay tres maneras de sealar este sonido. Hay

en el alfabeto rabe una letra consonante llamada din que
lo representa y que, como consonante, puede recibir las mociones.*
Esta letra din tiene cuatro formas como casi todas las letras
rabes: al principio de palabra o de slaba se escribe as: q, en
medio de palabra as: x y al final de palabra as: Pero

cuando esta letra va sola o aislada de otras letras, su forma es
as:

Ahora bien; al principio de palabra y cuando este sonido o
consonante glotal forma parte de la raz, se escribe la letra din
inicial con la mocin correspondiente. Ms, cuando la palabra
empieza en vocal, se escribe la letra alif con la debida mocin y
el signo hamza encima o debajo de la dlif, segn donde vaya la
mocin. Este hamza denota justamente el sonido de la din o
consonante glotal. Es regla en las lenguas semticas y en las
malayas que la vocal que empieza una palabra est hamzada.
Esto mismo ocurre en el tagalo.

En medio de palabra, el sonido de la consonante glotal se de-
signa, unas veces, con la letra din, y otras con el hamza. Pero
al final de palabra nunca se emplea el hamza, porque este signo
slo sirve para empezar una slaba y no para terminarla.

Y al final de palabra se pone la din final para designar la con-
sonante glotal.

Mas, los rabes de Siria, al final de las palabras, suelen pro-
nunciar el sonido glotal de una manera muy dura; le dan un
sonido parecido al de nuestra K. Y as, al final de palabra
suelen designar este sonido, no con la letra din final sino con
la letra qaf.

Y como los malayos emplean la escritura rabe, tambin en
malayo se emplea la letra qaf para designar la consonante glotal
al fin de las palabras. As, la negacin No se escribe en
malayo tdak (sJcJL,) Pero se pronuncia tda.

De entre todos estos signos y letras, considero que el ms
apropiado para nuestra actual escritura romnica es la letra
din del rabe (£,). Esta letra es de trazos redondeados y su
rasgo final va dirigido hacia la derecha, a pesar de que el rabe
se escribe de derecha a izquierda, al igual que los dems idiomas
semticos, con excepcin del etipico, que es el nico idioma
semtico que se escribe de izquierda a derecha.

2 El abate Favre emplea la palabra mocin para denotar los signos
vocales. En rabe no hay una palabra para designarlos en general, sino
que se les llama por sus nombres individuales fatha, kesra, ddamma. En
hebreo se les llama en general tenuht.


15

La forma de esta letra in (f) no desdice ni resulta extraa
ante los rasgos generales de nuestras letras, y su rasgo final
dirigido a la derecha permite unira a la letra siguiente. Todas
nuestras letras tienen el rasgo final dirigido a la derecha, lo que,
al escribir, nos permite hacerlo de corrida, uniendo las letras
sin levantar la pluma.

Cierto que en los ltimos tiempos de la dominacin espaola
he conocido personas que tenan la costumbre de escribir la letra
e bajo la forma de la psilon griega ( ); pero la letra din se
distingue bien de la psilon, en que su trazo final forma cola
debajo de la lnea de escritura, lo que no hace la psilon.

Veamos ahora algunos ejemplos del empleo de esta letra in
en nuestra actual escritura. Para la escritura impresa:

biglz (por bigl), bataz (por bta), (por pa- o paa),

butz (por but- o but), aliszs (por zazals (por -alis),

magziznit (por mag-iinit), nagzuzub (por nag-ub), maziksz
(por ma-iks), etc., etc. En todos estos casos (y otros pare-

cidos) la e sustituye a los acentos circunflejo, grave, diresis y
al guin; la ortografa resulta uniforme y por lo tanto, ms
sencilla.

Para la escritura a mano:

Como se ve, la letra e se liga perfectamente con la letra ante-
rior y con la posterior, lo que permite escribir de prisa y corriendo
sin levantar la pluma.

Pienso, pues, que con la adopcin de los siguientes:

El acento agudo (') para las vocales acentuadas de la raz,
(esto ya tenemos);

El acento apex del latn (-) para denotar las vocales largas
de los prefijos;

Y la letra in (£) para indicar la consonante gltica, tan fre-
cuente en nuestro idioma, se podr obtener los siguientes obje-
tivos :

1. Hacer que la escritura corresponda exactamente con la pro-
nunciacin del tagalo;

2. Simplificar y metodizar nuestra ortografa en todo lo posi-

Ahora, permtanme ustedes llamar la atencin hacia otra cir-
cunstancia sobre la que, al parecer, nadie se haba fijado hasta

ble.


16

ahora. Me refiero a lo que he citado antes como una regla
general: Toda vocal que empieza una palabra est hamzada, es
decir: que est herida o precedida por la consonante glotai.
(En tagalo, se entiende y tambin en rabe y en casi todas las
lenguas malayas).

Esta proposicin podr parecer absurda para nosotros, por ser
nueva y nunca oda; pero es cierta.

Para cerciorarse de ello, srvanse pronunciar clara y lenta-
mente las siguientes palabras:

ypak iypak
ykap iykap
yagt ihgis
yamt ikayamt
iv al ullo
waglt uglU
ivale ulap

Notaris que, en todas las palabras de la segunda columna, la
vocal inicial se pronuncia precedida de la contraccin de la
glotis, mientras que en las de la primera columna, las iniciales
que son semivocales, se pronuncian libremente sin la contraccin
de la glotis. Extindase el ensayo a todas las dems palabras
tagalas, que empiezan en vocal, y se notar que, en todos los
casos, la contraccin glotai precede al sonido de la vocal inicial.

En la ortografa rabe, cuando una palabra empieza en vocal,
esta vocal se designa con la letra alif modificada por la mocin
correspondiente; pero siempre llevando el hamza, es decir, que
est hamzada. Esto, naturalmente, en la scriptio plena o escri-
tura completa, porque en el rabe y en el hebreo es muy fre-
cuente y vulgar la supresin de los signos vocales, en la escri-
tura ordinaria.

Por lo tanto, deberamos escribir las vocales iniciales en nues-
tra lengua con la consonante gltica, lo que hara que todas
nuestras palabras empezasen en consonante. Ms como este
fenmeno de nuestra pronunciacin es general y no admite ex-
cepciones ; y, como por otro lado, ya estamos muy acostumbrados
a pronunciar de dicha manera las vocales iniciales de nuestras
palabras, bien podemos seguir escribiendo como hasta ahora,
sin marcar la consonante gltica con la que, en realidad, co-
mienzan nuestras palabras.

Comprendo muy bien, seores, que estas ideas mas, por ser
nuevas, no merecern la aceptacin de todos; s muy bien que
las costumbres adquiridas, los usos ya establecidos o, como si


17

dijramos: los intereses creados siempre opondrn resistencia
a toda innovacin: Si he insistido en ello, fu por dos razones:
porque es el resultado de minuciosos estudios sobre nuestra
lengua, y tambin porque la ltima cuestin que he tratado cons-
tituye una de las bases sobre las que me fundar para demostrar
claramente la existencia de la inflexin en nuestro idioma.

Todos los lingistas clasifican la lengua tagala entre las agluti-
nantes. Ciertamente; el tagalo es un idioma aglutinante, pero
ha llegado en su desarrollo a los ltimos peldaos de la escala,
y hoy est entrando en el campo de las lenguas inflexionales.
S, seores; existe la inflexin en el tagalo; algn da espero
demostrarlo claramente.

Para terminar, permitidme explicar los motivos que me lle-
varon a preferir la adopcin de signos y letras ya existentes
en otros idiomas (el acento apex del latn y la letra del
rabe) en lugar de inventar nuevos signos y letras para el objeto.

Inventar; es fcil hacerlo, esto lo puede hacer todo el mundo.

Pero hay que tener en cuenta que el lenguaje debe ser comn
a todos los miembros de un grupo, por lo menos, para que sea
lenguaje comn. Si yo invento un signo, este signo ser cono-
cido por m. Si los otros no lo aceptan, quedar reducido a un
criptgrafo o escritura secreta, pero no podr formar parte de
un lenguaje comn. La cuestin est en que fuese aceptado,
conocido y usado por los dems.

He aqu por qu he preferido adoptar el acento apex del latn
y la letra in del rabe; son signos ya conocidos y aceptados,
el uno por los cientficos y la otra por todos los que usan la
escritura rabe y por todos los orientalistas. No son una mera
invencin o capricho. Por esta razn, en vez de inventar, he
rebuscado en los otros idiomas.

O












Full Text